FONDOS DE INVERSIÓN INMOBILIARIA

En la última semana de octubre se anunció el alta de Allaria Nómada, el primer instrumento FCI –Fondo Común de Inversión- destinado al sector inmobiliario.


La CNV –Comisión Nacional de Valores- autorizó las operaciones de esta compañía enfocada en impulsar el ahorro en moneda local. Según lo publicado en el diario digital Cronista, el cepo cambiario y la alta liquidez en pesos suponen a este mecanismo un elemento eficaz para un mercado hiper dolarizado.

Aún con el complejo contexto macroeconómico que experimenta la Argentina y el pesimismo sobre los activos financieros, la sociedad bursátil Allaria Ledesma, tomó las facilidades del nuevo régimen especial de inversión colectiva para el desarrollo inmobiliario con el fin de crear el primer Fondo Común de Inversión Inmobiliaria registrado ante el ente regulador.

Su primer objetivo es seducir a inversores que quieran obtener cobertura cambiaria a través del real estate. Este nuevo instrumento de ahorro posibilitará la adquisición de activos inmobiliarios en pesos en varias categorías de las que se ofertan.

En términos técnicos, la CNV autorizó a emitir cuotapartes por un equivalente a $250 millones, tanto en inversores institucionales como minoristas, con un plazo estimado de 10 años y con la posibilidad de obtener liquidez tres veces más al año. Además, permitirá beneficios fiscales a los cuotapartistas permitiéndoles diferir el pago del impuesto a las ganancias hasta el retiro de la inversión o el cobro de los resultados.

Estos mecanismos son bienvenidos para el sector de bienes raíces ya que reúnen la solidez del mercado inmobiliario más la liquidez del mercado financiero.


#inversioninmobiliaria #bienesraices #fondosdeinversion